Santo Domingo Oeste.- Choferes de las rutas de concho de este municipio, expresaron estar desesperados, ya que tras las medidas anunciadas por el presidente Danilo Medina para evitar el contagio y propagación del COVID-19, tienen que trabajar menos tiempo en la calle  y por ende, lo poco que consiguen no le rinde para mantener a la familia.

"No hay gente en la calle, tu no puede girar, tu no puede dar vuelta continúa porque estas gastando combustible de balde, tiene que hacer turno en la parada, los turnos duran alrededor de hora y media o dos horas y tiene que salir con cuatro pasajero". Se quejó un chofer entrevistado.

Los choferes explicaron que ya a las 11 de la mañana tienen que estar en sus casas porque si no lo hacen,  no comerían sus compañeros que también se encuentran en turno en la parada.

Revelan que en las rutas o paradas conocidas del municipio solo están trabajando el cinco o el ocho por ciento de los choferes, mientras que la familia de los hombres del volante se mantienen pasando hambre en sus hogares.

Se quejaron que más de la mitad de los choferes del municipio no han recibido las ayudas prometidas por el gobierno porque no fueron incluidos en los planes oficiales de asistencia social.

Oscar Almánzar, presidente de la Federación Nacional de Motoconchistas, explicó que los motoconchistas del municipio han tenido que desafiar el virus para buscar el sustento de su familia, porque son chiriperos que viven del día a día.



Tras la extensión este lunes del Estado de Emergencia Nacional  por 17 días, a partir de este martes 14, los choferes de rutas del concho y motoconchistas de este municipio, dijeron que se sienten acorralados, porque no tienen otra fuente donde buscar el sustento de su familia.

Por Mailén Reyes
16 de abril 2020