Santo Domingo Oeste.- Las estrechas instalaciones del Palacio de Justicia de Santo Domingo Oeste ameritan una intervención de las autoridades a fin de superar las dificultades que enfrenta una jurisdicción caracterizada por el gran cúmulo de personas que recibe a diario y por acoger numerosos casos de narcotráfico y homicidios.

Inaugurado en agosto de 2016, este palacio judicial, que atiende también a los munícipes de Pedro Brand y Los Alcarrizos, supone para sus usuarios la ventaja de no tener que trasladarse al otro extremo de la provincia, Santo Domingo Este, para tener acceso a servicios judiciales, sin embargo, la gran cantidad de visitantes y la cercanía a los reos constituyen sus mayores quejas.

“Aquí no hay condiciones para impartir justicia. En los pasillos y en las afueras mientras se esperan los procesos se pueden contar decenas de personas. Esto aquí parece un mercado público de poca monta porque no tenemos el espacio”, externa el abogado Vinicio Aquino Figuereo, quien ha litigado en esa jurisdicción desde que fue creada hace casi tres años.

El gentío puede avistarse desde la propia entrada de la edificación, donde abogados y clientes suelen reunirse para dialogar sobre sus procesos. Mientras que en el interior del edificio, en la sala de espera del primer piso, suelen agruparse más de cuarenta personas contando tan solo con una veintena de asientos.


Riñas con armas de fuego. Tal panorama se ve agravado por la compañía de la sala de audiencias de la Oficina de Atención Permanente, lo que obliga a todos los imputados que a ella acuden para que se les conozcan medidas de coerción, tener que atravesar una sala repleta de gente, con el riesgo que ello representa.

“Han ocurrido altercados hasta con armas de fuego, que han comenzado en la recepción de la Fiscalía y han terminado en la parte de afuera”, señala Olmedo Jáquez, presidente de la Asociación Municipal de Abogados de SDO.

Esta carencia de espacio también afecta el desarrollo de los juicios, puesto que jueces, fiscales, abogados, clientes y público deben ajustarse a estrechas salas que en la mayoría de los casos no superan los 30 metros cuadrados.

En busca de una solución. Jáquez relata que en 2016 el Poder Judicial decidió instalar el palacio en esa ubicación “porque era lo que los recursos económicos permitían” y que posteriormente buscarían lugares más adecuados. Sin embargo, afirma el abogado, solo “se han ampliado salas y servicios dentro del mismo cuartucho que es este palacio de justicia”.

Recordó que el entonces fiscal titular Marcos Rosario trabajaba en un proyecto para desconcentrar las labores en fiscalías comunitarias que serían construidas en cada sector de la jurisdicción. “Todo ese proyecto quedó en carpeta inmediatamente luego de que él fuera destituido de la Fiscalía”, finaliza Jáquez.

Otros tribunales

Además de tribunales penales de primera instancia, el Palacio de Justicia de Santo Domingo Oeste alberga una sala de Corte de Apelación, un Juzgado de Paz Ordinario y un Juzgado de Paz para Asuntos Laborales.




En las alturas

Mientras que el despacho de la Oficina Nacional de Defensa Pública está situado en el techo de la edificación, junto a la Inspectoría General del Poder Judicial en SDO y el departamento administrativo, en un anexo que ronda los 40 metros cuadrados.

Por Neulyn González
29 de mayo 2019