Santo Domingo Oeste.- El director de comunicaciones del Ministerio de Educación, Diego Pesqueira informó que las autoridades del Ministerio de Educación darán asistencia psicológica a los estudiantes que profanaron una tumba en el cementerio de Hato Nuevo, en Manoguayabo.

Pesqueira  aseguró que ya el caso fue asumido por los profesionales de la Dirección de Orientación y Psicología del Minerd.

Precisó que en este caso debe jugar su rol la jurisdicción judicial de niños, niñas y adolescentes, para eventuales acciones legales.

Un video que circula en las redes sociales muestra a un grupo de estudiantes profanando una de las tumbas del cementerio de Manoguayabo.

En un video que circula en las redes sociales, muestra como al menos cinco niños, que aparentan ser estudiantes, por el uniforme que llevan puesto, profanar la tumba.

Según se visualiza en el video grabado por ellos mismos, los menores rompen el nicho y el baúl con una cruz, y según comentan golpean el cráneo del cadáver que allí reposan y bromean con la situación.

Menores profanaron como diez tumbas 

Los estudiantes que se observan en un vídeo profanando una tumba en Managuayabo, Santo Domingo Oeste, hicieron lo mismo con muchas otras más, de acuerdo a informaciones del encargado de seguridad del camposanto.

Juan Mercedes informó este lunes que aunque ya había cerrado, los niños, que aún vestían el uniforme de la escuela, entraron al cementerio de Hato Nuevo por el lado derecho que tiene una abertura.

“A la hora que lo hicieron yo no estaba aquí, porque ese día no había entierro, cuando hay entierro yo salgo a las 6 y pico pero cuando no hay yo me voy a mi casa… Yo cierro la puerta por allá y por aquí está abierta”, dijo.

Indicó que los menores de edad profanaron alrededor de 10 tumbas y que además,  en una de los ataúdes le sacaron la cabeza al fallecido.

“Rompieron ese de ahí y le sacaron la cabeza, rompieron ahí, aquí, otro por allí, muchísimas, la tapa de arriba ellos tumbaron todo para abajo, lo desbarataron de ahí, yo llamé a mi jefa y le dije lo que estaba pasando”, expresó mientras señalizaba las tumbas profanadas.

“Son muchas que hay, ahí hay dos, allí hay tres”, reiteró.

Mercedes sostuvo que al día siguiente del hecho una vecina le mostró el  vídeo y que ella misma fue quien colgó el audiovisual en las redes sociales.

“Pero el problema lo que llama a la prensa fue una vecina de aquí, ella tenía que llamarnos a nosotros  también que soy seguridad del cementerio para saber lo que estaba pasando, ella sube el vídeo y ya”, agregó.

Asimismo, indicó que esta práctica es recurrente en el cementerio e informó que hace tres años sucedió lo mismo con otra tumba.

Al lugar se presentaron familiares de personas que están sepultadas allí para investigar si una de las tumbas profanadas fueron de la sus parientes.


20 de enero 2020