Los Alcarrizos.- El presidente de la Confederación Nacional de Organizaciones del Transporte (Conatra) denunció ayer que la terminal de autobuses que construye el Gobierno en el kilómetro 14 de la autopista Duarte, no cuenta con suficiente terreno para movilizar más de 8 mil vehículos al día en solo 30 mil metros cuadrados.

Marte advirtió que si el Gobierno insiste en levantar la obra, se convertirá en un completo caos la zona producto de los enormes “cuellos de botella” que provocará la gran cantidad de vehículos entrando y saliendo de la zona de Los Alcarrizos y la autopista Duarte.

Adelantó que resulta sospechoso que el Gobierno insista en levantar la cuestionada terminal, en una zona donde no habría suficiente movilidad vehicular, ni tampoco se tomaron en cuenta los problemas sociales que en materia operacional podrían causar a terceros, y propuso construir la terminal en un espacio de 300 mil metros cuadrados, ubicados en el kilómetro 19 de la misma autopista, donde podrán circular con amplitud la cantidad de vehículos requeridos, sin provocar hacinamiento ni caos en la autopista..



El sindicalista Antonio Marte puso como ejemplo lo que sucedió con la terminal de autobuses que “contra viento y marea” construyó el Gobierno en el año de 1992 en el kilómetro 9 ½, la cual por los mismos problemas de poco espacio y falta de movilidad, nunca fue recibida por los sindicatos de transporte, por lo que en la actualidad solo ha servido para almacenar, según explicó los viejos e inservibles autobuses de la Oficina Metropolitana de Servicios de Autobuses (Omsa).

17 de julio 2020